Seleccionar página

Rehogar la verdura a fuego lento, cuando ya estén hechas las verduras, incorporar el huevo y dar unas vueltas para que el huevo quede junto con la verdura. Ya dependerá si el revuelto os gusta más o menos hecho.